Pétalos de invierno

Abre el invierno sus pétalos de rosa
como laureados cielos que nos juzgan,
será tal vez el edredón austero
quien pueda aclimatar mis llagas.

Otro café en Armendáriz,
estamos borrachos de plomo,
de pan cuando marcan las doce.

Cala en mis huesos el frío
(como alguna vez caló tu corazón
siendo yo tan niño de alma).

Se hace fiebre mi despertar matutino,
diáfanas las pestañas que olvidaste
en algún lugar de la recámara.

No hay comentarios: